Sábado 20 de Septiembre, 2014
Inicio > Últimas Noticias > Noticias Detalles
USCIS Propone cambios en los procedimientos de exención
J. A. Balbo
USCIS Propone cambios en los procedimientos de exención

El 6 de enero de 2012, los Servicios de Ciudadanía e Inmigración de los Estados Unidos (USCIS) publicaron un plan propuesto para cambiar dramáticamente la forma en que algunos miembros de familia buscan ajustar su estatus y obtener tarjetas de residencia.
Actualmente, los cónyuges y otros familiares cercanos que hayan acumulado presencia ilegal quedándose más tiempo del que otorga un visado, pueden tratar de ajustar su estatus sin salir de los Estados Unidos. Sin embargo, para los individuos que han entrado en los Estados Unidos sin inspección (ilegalmente), la única forma de ajustar su estatus, con limitadas excepciones, es salir de los Estados Unidos y solicitar una exención usando el formulario I-601.
Para que una exención sea aprobada, el inmigrante debe demostrar que un ciudadano de los Estados Unidos se enfrentaría a dificultades extremas si al inmigrante no se le permite regresar. Puede tomar hasta un año de separación antes de que se otorgue una exención.
En el caso de que sea rechazada una exención, el inmigrante es sujeto a ser excluido de los Estados Unidos por tres o diez años. Por lo tanto, el sistema actual obliga sin necesidad a que las familias se separen y los somete a un severo castigo si la dificultad extrema no es establecida.
Bajo la nueva propuesta, los cónyuges e hijos de ciudadanos estadounidenses que son elegibles para una visa, pueden solicitar una exención provisional antes de salir de los Estados Unidos. En otras palabras, la exención puede ser presentada y resuelta sin que el inmigrante tenga que salir por un período prolongado de tiempo.
Esta propuesta sólo se aplica a los inmigrantes que son inadmisibles, basado únicamente en la presencia ilegal. Sin embargo, el criterio de probar una dificultad extrema sigue siendo el mismo. También es cierto que para el inmigrante seguiría siendo necesario salir de los Estados Unidos y procesar su solicitud en el consulado.
No obstante, esta propuesta agilizará el proceso de solicitud de una exención, reduciendo sustancialmente la cantidad de tiempo que una familia se separa antes que una tarjeta de residencia se conceda.
Este cambio de política es sólo una propuesta en este momento. Nadie debe presentar una solicitud ante el USCIS basado en los cambios propuestos. Una norma definitiva puede estar en su lugar en los próximos meses.
Esta política, si se aprueba, representa un intento razonable y compasivo para abordar el dilema de inmigración que enfrentan muchas familias.
A. J. Balbo es socio de Balbo y Gregg, Attorneys at Law, P.C., ubicado en Richmond Hill, Georgia, (912) 459-1776.